14 de agosto de 2009

¿SOMOS MUJERES LAS TRANS?

Diferencias entre ser mujer y ser travesti, por MAITENA
La verdad de la milanesa es que por más que nos sintamos como tales, las trans (transformistas, travestis, transgenero, transexuales) no podemos ser mujeres. De más está decir que ser mujer es algo más que parecer físicamente una. No es sólo cosa de cromosomas y hormonas, ni tampoco cuestión de sentimientos. Mucho menos es cosa de tener o no tener tetas o pene. Ser mujer es muchísimo más que todo eso.

Todas de principio aspiramos a ser mujeres pero nuestra propia masculinidad original nos engaña. En la (hetero)normatividad imperante lo femenino esta definido en función a lo masculino. Cuando pensamos que ser sexys o tener una bella anatomía femenina es ser mujer lo que estamos haciendo es pensar como hombres.

Lo más aberrante del caso es que alimentamos al mismo machismo que nos discrimina y violenta cuando aceptamos ser consideradas mujeres por corresponder con el deseo masculino. 'Linda BB' si les complaces en todo. 'Botadas' si ponemos peros o nos hacemos las difíciles. 'Cabro feo', 'rosquete' o 'sidoso maricon', cuando les dices que NO.

¿Si no somos hombres ni somos mujeres, entonces qué somos? De nuevo caemos en el esquematismo identitario que limita espacios a fuerza de controlarlos. Lo masculino y lo femenino no se limitan al ser hombres o ser mujeres respectivamente. Son lugares con sus características propias pero que en su vastedad se intersectan a menudo (¿quién dice que ser sensible es cosa de mujeres o que la valentía es solo de hombres?).

No pudiendo migrar de espacio sin embargo podemos movernos dentro de su inmensidad para hacernos personas, que es de lo que se trata la vida. Las trans en nuestra libertad nos construimos en la femenidad que todo hombre puede abarcar desde su condición original. La nuestra es una diversidad tan humana como la de un hombre o mujer "común y corriente".

Más que necesitar afirmarnos con cambios de apariencia o amaneramientos, lo que nos hará libres es estar segur@s de lo que somos sabiendo donde estamos. Eso, para mí, es ser trans.

Comic de Maitena, cortesía de Yimi.

10 comentarios:

  1. Anónimo7:34 p.m.

    Son hombres, asi de simple.Nacieron con un pene entre sus piernas, no se porque tanta discusion.Jamas seran mujeres o en todo caso digan si menstruan todos los meses o si podran quedar embarazadas entonces..

    Dejense de cosas, son hombres que se visten de mujeres pues, hombres que quieren sentirse mujeres pero que no lo son.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo11:25 p.m.

      Entonces, de acuerdo lo que dices, ser mujer es menstruar o tener la posibilidad de tener hijos. Fuera de ese grupo quedan las esteriles y las que ya llegaron a la menopausia, entonces ellas dejaron de ser mujeres, segun tu logica. Si ser hombre o mujer se limita a lo que tienes entre las piernas, que limitado concepto!

      Eliminar
  2. Anónimo11:47 a.m.

    HEy..el de arriba...y tu, que eres???

    ResponderEliminar
  3. A la autora de este ensayo, es excelente la definición de TRANS, es muy clara y no se enrosca con nefastos biologicismos que quienes se meten en ese debate no más le siguen haciendo el juego a la cultura patriarcal y machista que naturalizamos desde que nacemos. Como dice nuestra querida Simona: "la biología no es destino", y "una mujer no nace, se hace".
    Aunque sí problematizaría un poco más esto de "nacer varones/mujeres biológicamente". Ya que al nacer, nacemos como personas, seres humanxs. El "sexo" se lo pone la cultara binaria en que vivimos, creyendo que al haber 2 tipos de genitalidades hay 2 tipos de sexos y ahí termina el mundo, y así o somos femeninas o masculinos. ¿Y quién dijo que ser mujer es igual a vagina y varón=pene? Yo a la Medicina Occidental Moderna (antes históricamente no existía, es un invento moderno) no le creo nada, más bien dudo de su tal "cientificidad" que para lo único que sirvió históricamente es para excluir lo diferente: lesbianas, travestis, mujeres, trans, negrxs, gays, putas, intersexuales, etc etc.. la lista es larga, interminable y lamentable.

    en fin, de lo poco q pude leer del blog me encantó este ensayito que escribiste Cinder.
    Un abrazote enorme!

    Romi.
    La Plata - Argentina
    www.socializatetodx.blogspot.com
    www.mujeresalsur.org

    ResponderEliminar
  4. Me encanto tu pos, muy de acuerdo con ello. saluditos

    ResponderEliminar
  5. Anónimo9:48 a.m.

    me encantooooooo <3

    ResponderEliminar
  6. Anónimo10:25 a.m.

    Los trans somos los mejores!!

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Hola Cinder... sin ánimos de confrontar, sino de aportar mi punto de vista, quiero contestar en cierta forma lo que afirmás en tu texto. Desde mi respeto por tu opinión, desde ya...

    Entre todo lo que nombrás al comienzo por lo que no somos mujeres, hablás de los cromosomas diciendo "no es sólo cosa de cromosomas". Pero siguiendo tu razonamiento, sí es cosa de cromosomas, justamente. Por supuesto que no es sólo cosa de parecer físicamente una mujer. Hay mucho más que eso, como afirmás correctamente. Especialmente lo que hay son sentimientos. Los sentimientos se generan en el cerebro y lo que define a una transexual como "mujer transexual" es, precisamente, algo que ocurre y se desarrolla a nivel cerebral. Como sabrás, en los países en que se practican las operaciones de reasignación de sexo, antes y durante un largo período, se le hace une exhaustivo estudio psicológico para determinar si esa persona presenta lo que se denomina "disforia de género", que es lo que identifica indubitablemente a una persona transexual (hombre o mujer). Una vez comprobado por especialistas que esa persona presenta esa caracterísitica psicológica, se autoriza la operación de reasignación de sexo.

    Decís también que "cuando pensamos que ser sexys o tener una bella anatomía femenina es ser mujer lo que estamos haciendo es pensar como hombres." No concuerdo. Al menos, no del todo. Porque todo el mundo (hombres y mujeres, heteros o no) deseamos de una u otra forma ser sexys. Gustarle al otro u otra. Es verdad que hay chicas transexuales que llevan esto a su máxima expresión, pero es algo que no es privativo de las transexuales. Basta ver cualquier programa de TV o cualquier tapa de revista para ver que entre las mujeres biológicas también existe un grupo de ellas que llevan la "coquetería" o el deseo de ser sexys a su máxima expresión. Sin embargo, ese grupo de mujeres no expresan a la enorme mayoría de ellas, así como las mujeres trans tan producidamente hermosas que vemos en las fotos, no representan a la enorme mayoría de las mujeres transexuales.
    Creo que el machismo no se alimenta por querer vernos más bonitas. Queremos vernos más bonitas porque queremos atraer a los hombres o al hombre del que nos enamoramos. Esto volviendo a admitir que hay parte de nosotras que lo hacen casi compulsivamente o por cuestiones "profesionales"... No creo para nada que el querer ser más bonitas sea una forma de alimentar el machismo... y mucho menos que sea una cuestión aberrante.
    (sigo abajo)

    ResponderEliminar
  9. Finalizás diciendo: "Más que necesitar afirmarnos con cambios de apariencia o amaneramientos, lo que nos hará libres es estar segur@s de lo que somos sabiendo donde estamos. Eso, para mí, es ser trans."
    Coincido plenamente en que lo que nos hará libres es estar segur@s de lo que somos... pero considero que es absolutamente necesario también cuidar nuestra apariencia, que es como nos presentaremos en primerísima instancia al mundo. Lo contrario sería ser gay. Respeto profundamente a la comunidad gay, pero lo nuestro es otra cosa. Los gays son hombres que sin dejar de ser hombres, les gustan los hombres y no quieren, desean o necesitan modificar su apariencia porque ellos se consideran hombres... Nosotras decimos y nos sentimos mujeres, entonces necesitamos sí o sí presentarnos como mujeres, con la apariencia que hayamos podido conseguir... pero como mujeres. El amaneramiento puede existir o no. No es algo inherente a las mujeres trans el ser amaneradas, en absoluto...

    Por otra parte, sabemos muy bien que hay muchas mujeres (y hombres) trans que se han operado y han conseguido su "reasignación de sexo". Muchas otras no lo pueden hacer porque en sus países no está permitido o porque el costo es tan enorme que se hace imposible... Otras no se someten a la operación por aprehensión a semejante operación, que es bastante cruenta. O porque temen perder su sensibilidad después de operadas... o por múltiples razones. Pero estoy segura de que todas ellas desearían tener esa posibilidad o el valor de hacerlo. Por eso digo, que quienes no están operadas no dejan de ser mujeres (mujeres transexuales, si preferís) y no son hombres que desean tener relaciones amorosas o simplemente sexuales, con otros hombres. Esa es la característica gay...

    La sexualidad está alojada en lo profundo de nuestra psique, no en las ropas que vestimos (algo que es absolutamente hermoso, desde ya...)

    Un beso afectuoso...
    Mariel

    ResponderEliminar